home Internacionales CIDH amplía estructura y fortalece su institucionalidad

CIDH amplía estructura y fortalece su institucionalidad

Washington, D.C. – La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) anuncia una nueva estructura y fortalecimiento institucional. El 26 de julio de 2017, el Secretario General de la OEA firmó la Orden Ejecutiva 17-06, que amplía la estructura administrativa de la Secretaría Ejecutiva de la CIDH y asegura nuevos cargos para continuar cumpliendo sus funciones y los objetivos del Plan Estratégico CIDH 2017-2021. La CIDH respaldó la nueva estructura administrativa a partir de propuesta de la Secretaría Ejecutiva y el Secretario General de la OEA la autorizó para efectos administrativos y financieros y publicó la Orden Ejecutiva para su inmediata implementación.

El nuevo organigrama de la Secretaría Ejecutiva de la CIDH responde al Plan Estratégico que estableció en su Programa 17 una “revisión de la estructura administrativa que refleje un diseño más integrado y horizontal”.  La nueva estructura de la CIDH estipula que la Secretaría Ejecutiva estará apoyada por dos secretarías adjuntas específicas para la ejecución de las funciones esenciales de protección, monitoreo y cooperación técnica en materia de derechos humanos en América.

La nueva estructura administrativa se divide en tres grandes áreas. Una Secretaría Ejecutiva Adjunta para el Sistema de Casos, Peticiones y Medidas Cautelares, una Secretaría Ejecutiva Adjunta para Monitoreo, Promoción y Cooperación Técnica en Derechos Humanos y el despacho del Secretario Ejecutivo.

La Secretaría Ejecutiva Adjunta para el Sistema de Casos, Peticiones y Medidas Cautelares se enfoca a priorizar el sistema de peticiones y casos y medidas cautelares. Las principales innovaciones de esta área son: la integración de la sección de medidas cautelares al equipo del sistema de casos y su fortalecimiento; la creación de una unidad de tramitación, de acuerdo con el Programa 1 del Plan Estratégico, el Programa Especial de Reducción del Retraso Procesal; el fortalecimiento de la sección de soluciones amistosas, de acuerdo con el Programa 2; y la dedicación de una de las dos Secretarías Ejecutivas Adjuntas a este tema, reflejando la prioridad que se le da al sistema de casos en el Plan Estratégico y a la reducción del retraso procesal.

La Secretaría Ejecutiva Adjunta para Monitoreo, Promoción y Cooperación Técnica en Derechos Humanos integrará las actividades de monitoreo de temas prioritarios con el monitoreo de países y los ejes transversales del Plan Estratégico. La nueva estructura crea una sección dedicada al seguimiento de recomendaciones, de acuerdo con el Programa 21, el Programa Especial de Seguimiento de las Recomendaciones de la CIDH. "El principal desafío de un sistema de protección internacional es avanzar en la efectiva implementación de sus estándares y recomendaciones. La implementación de los estándares interamericanos de derechos humanos a menudo no avanza debido a dificultades institucionales de los Estados como, por ejemplo, la ausencia de mecanismos de coordinación interinstitucional para abordar temas de derechos humanos de manera integrada. La CIDH asume como responsabilidad cooperar con los Estados de la región para asistir en la formulación de hojas de ruta para cumplir con las recomendaciones de la CIDH ", afirmó el Presidente de la CIDH Francisco Eguiguren.  Asimismo, en esta área se mantienen las actuales secciones de Cooperación Técnica y Políticas Públicas y la Sección de Promoción y Capacitación.

El despacho del Secretario Ejecutivo cumple las funciones de coordinación, asesoría y administración por medio de una Jefatura de Despacho del Secretario Ejecutivo, responsable por todas las acciones de coordinación del trabajo interno, la política de transparencia, gestión y acceso a la información, la oficina de prensa y comunicación y proyectos especiales, incluyendo la Sala de Coordinación y Respuesta Oportuna e Integrada (SACROI). Por otra parte, la Oficina de Asesoría Especializada es responsable por las relaciones con otros organismos y sistemas internacionales de derechos humanos, y con los órganos políticos de la OEA. Asimismo, atenderá las acciones especializadas para el Caribe, tal cual establecen los Programas 10, 13, 14, 15, 16 del Plan Estratégico. La Oficina de Administración, Planificación y Finanzas se ha fortalecido con una Central de Atención al Usuario, prevista en el programa 20 del Plan.

La nueva estructura organizacional de la Secretaría Ejecutiva incorpora elementos de administración basada en resultados, y moderniza su funcionamiento dando mayor horizontalidad y agilidad al organigrama institucional que pasa de cinco departamentos y cinco niveles jerárquicos y un estructura con dos Secretarías Ejecutivas Adjuntas y tres niveles jerárquicos.

"Con la nueva arquitectura organizacional de la Secretaria Ejecutiva se busca agilizar los flujos de trabajo y posibilitar procesos decisorios más rápidos y coordinados", sintetizó el Presidente de la CIDH, Francisco Eguiguren.

La nueva estructura de la CIDH solo es posible gracias a la decisión de la Asamblea General de duplicar el presupuesto del fondo regular destinado al Sistema Interamericano de Derechos Humanos en los próximos 3 años. El aumento del presupuesto asegurará que la CIDH pueda contar con un personal permanente mínimo necesario para cumplir con el mandato integral  de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, superando la inestabilidad y las incertidumbres que marcaron la crisis financiera del 2016.

"Este cambio de estructura forma parte de un proceso articulado más amplio: la combinación de un nuevo plan estratégico construido a través de un proceso participativo con el que se logró definir una agenda, una visión institucional común y resultados esperados medibles y factibles,  sumado a la respuesta positiva de los Estados por un incremento presupuestario y, ahora, al apoyo de la Secretaría General a la creación de una estructura correspondiente a los dos factores anteriores, resulta definitivamente en más autonomía e independencia para la CIDH", explicó el Secretario Ejecutivo Paulo Abrão.

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), cuyo mandato surge de la Carta de la OEA y de la Convención Americana sobre Derechos Humanos. La Comisión Interamericana tiene el mandato de promover la observancia y la defensa de los derechos humanos en la región y actúa como órgano consultivo de la OEA en la materia. La CIDH está integrada por siete miembros independientes que son elegidos por la Asamblea General de la OEA a título personal, y no representan sus países de origen o residencia.

Deja un comentario