home Legislativas México se encuentra en alarma epidemiológica a causa de la diabetes

México se encuentra en alarma epidemiológica a causa de la diabetes

El presidente de la Comisión de Salud, Elías Octavio Iñiguez Mejía (PAN), sostuvo que en el país existen 6.4 millones de personas adultas que padecen diabetes, es decir, una de cada diez, lo cual nos situó, por primera vez en la historia, en una alarma epidemiológica. 

​Al inaugurar el foro “Quiero saber de Diabetes”, el legislador añadió que esta situación es alarmante, ya que anualmente cerca de 96 mil personas fallecen a causa de esta enfermedad, colocándola como uno de los principales factores de muerte en la nación. Esto significa que el Estado debe estar más atento y encauzar más tareas a la lucha contra este padecimiento. 

“No se puede permitir que sigan muriendo personas a causa de diabetes, cuando sabemos que es prevenible. Estoy convencido de que es un asunto de corresponsabilidad. No podemos decir que es compromiso del Estado garantizar la salud, si los ciudadanos no hacen lo necesario para cuidarse”. 

Refirió que la diabetes Tipo 2 representa el 90 por ciento de los casos. Darles seguimiento y tratamiento es prioritario, pues “genera una catástrofe para la economía del país”, sostuvo. 

En México, añadió, la primera causa de muerte en los jóvenes son las enfermedades cardiovasculares, entre las cuales, desgraciadamente, el 50 por ciento son casos de diabetes. 

Recordó que la Comisión que preside ha trabajado para que el tratamiento de quienes padecen diabetes Tipo 1 esté respaldado y cuente con todas las políticas públicas de prevención en el primer nivel de atención. 

Detalló que los factores que están relacionados con la diabetes son la obesidad, sedentarismo, sobrepeso y la mala alimentación. 

​Informó que en Nuevo León se implementó un proyecto para que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) baje la cuota a los empresarios a cambio de que sus empleados reduzcan sus índices de sobrepeso. 

El programa consiste en pesar a los trabajadores, obtener una media y en un mes se ven los resultados; por cada kilo que bajen hay estímulos fiscales, lo mismo ocurre con los índices de glucosa. “Lo queremos replicar a nivel nacional; si se logra, el IMSS estará contento porque se reducirán los costos de consultas y los empresarios tendrán días más productivos y menos incapacidades”, planteó. 

Gisela Ayala, directora ejecutiva de la Federación Mexicana de Diabetes, indicó que esta enfermedad se puede convertir en la primera causa de muerte, amputación y ceguera; por ello, se debe trabajar en acciones para evitar que estos daños colaterales vayan en aumento. 

“La diabetes es una condición que permite trabajar desde antes con la modificación del estilo de vida, la alimentación, el ejercicio, el evitar los ayunos y el cuidado en el embarazo”. 

Mencionó siete hábitos que promueve la Federación: comer saludablemente, mantenerse activo, medir constantemente los niveles de glucosa, retos cotidianos, es decir, qué hacer cuando se baja o eleva la glucosa,así como seguir el tratamiento, actitud positiva y reducir riesgos de complicaciones. 

“Es necesario que existan en el sistema de salud nutriólogos que enseñen a la población a tener decisiones responsables sobre los alimentos que ingiere; además, que el personal que atiende a los diabéticos tengan sensibilidad y empatía, que no los vean como cifras de glucosa o azúcar en la sangre, sino que brinden un tratamiento integral”. 

Coincidió en que el cambio de comportamiento en los hábitos para el control de esta enfermedad es fundamental, pues inclusive evita que se desarrolle. 

Añadió que “más del 90 por ciento del cuidado de esta enfermedad está en manos del paciente”. 

Enrique Carmona Montesinos, doctor en Ciencias Biomédicas de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), expuso que el sobrepeso y la obesidad pueden causar un problema muy importante sobre el páncreas y la producción de la insulina, lo cual genera la diabetes. 

Agregó que en la actualidad siete de cada 10 adultos que padecen sobrepeso y obesidad sufren diabetes, por el crecimiento de las células adiposas y la predisposición genética;de ahí la importancia de que desde la infancia se eduque sobre la ingesta de alimentos balanceados y de “saber decir no, gracias ya estoy satisfecho”. 

Afirmó que una prevención adecuada es diseñar una cartilla metabólica pediátrica, donde en lugar de sólo pesar y medir se realice una medición de glucosa, colesterol y triglicéridos, lo cual permitirá hacer un diagnóstico y buscar un mecanismo que prevenga la diabetes a temprana edad. 

Rafael Álvarez Cordero, representante de la Asociación “Quiero Saber Salud”, propuso repensar lo que se está haciendo para hacer frente a esta enfermedad, la cual impacta seriamente no sólo el bienestar de los ciudadanos, sino al erario público. “La poca calidad de salud se debe a la falta de educación, pero fundamentalmente es decisión propia cuidarse o no”. 

Subrayó que es fundamental realizar campañas de educación sobre la prevención, y en caso de padecer la diabetes, impulsar programas que permitan una calidad de vida favorable; para ello, planteó que todas las secretarías promuevan la alimentación, la actividad física y el manejo del estrés. 

Gilberto Franco Sánchez, representante del Instituto Nacional de Rehabilitación, mencionó que el ejercicio es la mejor medicina, la más barata y accesible, previene la evolución de la diabetes, ya que la contracción muscular tiene el mismo efecto de la metformina. 

Detalló que la práctica de deporte aumentala sensibilidad a la insulina y ayuda a disminuir la medicación del paciente. Expuso que para inhibir el padecimiento de la diabetes se debe realizar actividades que quemen dos mil 500 calorías a la semana y para revertirlo tres mil 500 calorías.

A %d blogueros les gusta esto: