home Legislativas El quehacer político debe garantizar la probidad y la participación ciudadana en el diseño de políticas públicas

El quehacer político debe garantizar la probidad y la participación ciudadana en el diseño de políticas públicas

Durante la clausura de la XXVII Asamblea Internacional de la “Asociación Nacional de Oficiales Mayores de los Congresos de los Estados y Distrito Federal, A.C.” (ANOMAC), representantes de los parlamentos de Chile y República Dominicana coincidieron que para superar el desprestigio popular que enfrenta el quehacer legislativo se debe implementar medidas para fortalecer su efectiva responsabilidad social, elevar sus estándares y combatir la corrupción. 

Ante los representantes del Congreso de 13 países y 28 estatales, reiteraron que los parlamentos deben garantizar transparencia, probidad y lenguaje claro, la participación ciudadana en la formulación de políticas públicas; así como capacitar a los asesores y al aparato de apoyo de los legisladores, a fin de generar reformas normativas que beneficien a la sociedad. 

La ANOMAC entregó un reconocimiento institucional a la Cámara de Diputados por su contribución a enriquecer el conocimiento del trabajo legislativo y consolidar su profesionalización. 

De igual forma, la asociación otorgó un diploma a Juan Carlos Delgadillo Salas, secretario de Servicios Parlamentarios de la Cámara de Diputados por coadyuvar a los trabajos de la asamblea internacional. 

Al recibir los reconocimientos, el funcionario agradeció a nombre de la Mesa Directiva y de la Junta de Coordinación Política de San Lázaro el diploma que será colocado en el muro de honor de biblioteca legislativa.

Delgadillo Salas se comprometió a realizar una memoria de los trabajos en formato electrónico de la Asamblea Internacional de la ANOMAC para que sirva como referencia de análisis y toma de decisiones en la materia. 

Al concluir los trabajos de la Asamblea Internacional, Javier Domínguez, presidente de la ANOMAC, dijo a los estudiantes de Derecho participantes, la necesidad de voltear al Poder Legislativo por la importante función que realiza, ya que es el Congreso donde se construyen las leyes que dan estabilidad, seguridad y tranquilidad al país. 

Apuntó que es fundamental informar a la ciudadanía sobre la tarea de los legisladores, ya que desconoce y tiene una imagen deformada. “Debemos enfatizar que en el Congreso se da la mayor fiscalización de los recursos públicos, crean leyes, se define el orden jurídico que permiten el desarrollo colectivo de la sociedad y, los diputados y senadores son el otro yo de la sociedad”. 

En su ponencia, John Smok Kazazian, oficial mayor de la Secretaría Legislativa de la Cámara de Diputados de Chile, propuso que ante los desafíos para superar el desprestigio popular que enfrentan los Congresos, se debe actuar con transparencia, probidad y lenguaje claro, y elevar sus estándares, así como combatir la corrupción e implementar medidas para fortalecer la eficiencia y hacer efectiva su responsabilidad popular. 

Afirmó que estos factores “son elementos esenciales para lograr acercarse a la ciudadanía y recuperar su confianza”. Sobre todo, porque el Poder Legislativo y los congresistas son pieza clave para consolidar el ejercicio democrático del poder, a través de sus actividades parlamentarias, de fiscalización y representación popular. 

Generar confianza en la sociedad a través de mecanismos de rendición de cuentas sólidos y efectivos, es uno de los grandes retos de los congresos. Destacó el uso de las nuevas tecnologías para difundir el quehacer legislativo en abierta vinculación con los ciudadanos que fomente su participación. 

Urgió a establecer exigencias de probidad no sólo a los legisladores sino a los candidatos a un puesto de elección popular que vaya más allá de sus datos generales y patrimoniales, incluso analizar sus antecedentes judiciales y penales, y responsabilizar a los partidos en caso de incumplimiento e imponerles sanciones y multas, a fin de un efectivo respeto de las reglas. 

Por su parte, José Luis Camacho Vargas, académico de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales y de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), subrayó que el Congreso mexicano tiene retos para lograr restablecer la credibilidad de la ciudadanía. Uno de ellos, es la participación ciudadana, aunque esta ha sido superado, es necesario brindar mayores espacios en la formulación de políticas públicas. 

Otro reto es la imagen que tienen los legisladores ante la población, pues la falta de comunicación respecto al trabajo legislativo ha generado una desacreditación; por ello, es fundamental impulsar mecanismo de promoción de su labor.

 Asimismo, se requiere capacitar a los asesores y al aparato de apoyo de los legisladores, a fin de que coadyuven con los diputados y senadores a cumplir con sus tareas de representación, gestoría, fiscalización de los recursos públicos y generar reformas eficaces para la ciudadanía. 

Consideró que se deben revisar los requisitos legales de quienes desean ocupar un cargo legislativo, pero esto sin duda es función de los partidos políticos que revisen las cualidades de sus aspirantes y los ciudadanos elijan al mejor representante. 

Sandra Abinader, diputada del Congreso Nacional de la República Dominicana aseveró que “se ha perdido la fe en la clase política; por ello, tenemos que responder al desafío de conectar al político con los ciudadanos”. Convocó a romper ese paradigma y vincular al parlamentario con los ciudadanos mediante la tecnología. 

“Se tiene el reto de universalizar el uso digital para incluir la voluntad popular en las acciones y decisiones legislativas, a fin de estar sincronizados y unificar criterios con propuestas focalizadas”, apuntó. 

Propuso instalar en cada curul un buzón abierto de sugerencias digital o físico para el ciudadano, como mecanismo de retroalimentación de cómo se desarrollan las actividades legislativas frente a las necesidades de la población, para garantizar respuestas a sus exigencias, ya que el pueblo está más consciente y reclama sus derechos. 

Debe propiciarse la asociación de cada sector y orientar el discurso legislativo para adaptarlo a los cambios sociales sin traicionar su naturaleza, ya que el parlamento es debate, participación y deliberación en beneficio de la comunidad, en apego a leyes y normas éticas, evitando prácticas clientelistas y oportunistas. 

En la presentación de Delegaciones Extranjeras, Encarnación Fernández, presidenta de la Asociación de Letrados Parlamentarios Autonómicos de España y, secretaria general de la Asamblea General, destacó que la lucha contra el terrorismo y la migración son los temas más importantes en la agenda política del parlamento español. Manifestó su rechazo al terrorismo. 

“Hay una gran preocupación por los temas de libertad y seguridad que afectan no solo a España sino a la Unión Europea”. Informó que el parlamento nacional y estatales españoles trabajan frontalmente en la lucha contra la corrupción, otro tema de especial relevancia en las agendas legislativas. 

Susan Kannarr, representante del parlamento de Estados Unidos, señaló que su nación en materia de elaboración del trabajo parlamentario ha incluido en su agenda la participación de los ciudadanos en la legislatura, a fin de generar confianza en el Congreso. 

Óscar Humberto Luna, gerente general de Asuntos Jurídicos de la Corte Suprema de Justicia de la República del Salvador, mencionó que la constitución de México posee un alto contenido moral, ético y jurídico con bases sólidas, tanto en su parte orgánica como dogmática, al incluir los diversos derechos de las personas. 

Afirmó que el trabajo parlamentario basado en análisis del texto de la Constitución es importante para consolidar los derechos en los países. 

Panel “Parlamento del Siglo XXI: Retos y Perspectivas” 

Xosé Antón Sarmiento Méndez, letrado mayor del Parlamento de Galicia y Profesor de la Universidad de Santiago de Compostela, afirmó que el parlamento ha recibido muchas críticas, pues desde hace 100 años se habla de su crisis y su debilidad ante el Ejecutivo, pero no hay mejor modo de garantizar el funcionamiento democrático ni los derechos de los particulares de los países que con el parlamentarismo. 

“En Europa se aprobaron documentos y líneas de acción para frenar el avance del autoritarismo y el pensamiento antidemocrático que tiene su garras encima de la institución parlamentaria”, a través de la Constitución y los ordenamientos jurídicos que han respondido a las críticas; destacó la importancia de contar con un cuerpo legislativo eficaz y cercano a la sociedad. 

Mariano Gerván, prosecretario del Senado de Argentina y presidente de la Asociación Argentina de Ciencias de la Legislación y Derecho Parlamentario, dijo que el sistema de partidos está en crisis porque el electorado lo cuestiona a través de las diversas plataformas tecnológicas. “Se ha convertido en un medio para evitar la brutalidad y la violencia y como medio de organización social para resistir la opresión y dictaduras, y evolucionar a condiciones de vida más digna”. 

Admitió que se ha derribado la idea de que el electorado es maleable, obediente, manipulable, por lo que pretender meterlo en un molde es muy difícil. “Ya no alcanza con el control de un periódico o de canales de televisión”, advirtió. Planteó que se debe responder a las demandas sociales con velocidad y tener en la agenda política como prioridad a las personas”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *